Cine y TV

Wonderland

Escrito por

Si estuviese obligada a realizar el mismo recorrido día tras día, puede que lo viera de distinta forma, pero no es así, y sigo disfrutando de los trayectos metropolitanos que me llevan del centro al extrarradio. No importa la ciudad, suelen ser todas grandes y llenas de hormigón, algo que horroriza y deleita al mismo tiempo. Lo primero es obvio, lo segundo personal, me fascina imaginar la gran cantidad de historias humanas que albergan esos edificios.

Es probable que algo similar le suceda a Winterbottom quien, a modo de observador no observado, nos presenta una realidad construida por él mismo que acaba perteneciendo a sus personajes y, como si de un conejo blanco se tratara, nos lleva a un mundo que ni siquiera Alicia podría haber imaginado tan extraño y sencillo a la vez, la vida. Por ello no importa que sea Londres o Barcelona… Tanto Wonderland como En la ciudad, de Francesc Gay, hablan de lo mismo, de relaciones humanas, fuente inagotable de guiones.

Disponemos de una amplia gama “relacional”, familiar, amistosa, pasional, circunstancial…todas ellas basadas en el amor o en el odio, pero siempre difíciles de mantener a lo largo del tiempo. Por esta razón una madre puede convertirse en la arpía aburrida, asidua al bingo, al perder su relación-función con los hijos. Pero, principalmente, son los deseos y aspiraciones los que más difícil lo ponen. Wonderland nos regala una pequeña muestra de ello, un divertido y a la vez escalofriante monólogo sobre las consecuencias que podrían comportar el no abandonar un trabajo odiado por ¿amor?

  • Comparte:
  • Facebook
  • Twitter
  • Tuenti
  • Digg

facebook:

3 Comments

  • Aix…….. Francesca….Francesca… cada día haces más interesante tus artículos…aunque no lo creas. Siempre tendrás un sitio en TU revista.

  • Hola Francesca, me ha gustado mucho tu artículo. Es ágil de leer, pero a a vez me parece lleno de contenido.

  • Wonderland es una pequeña maravilla de la cotidaneidad, la imagen y la música. Me ha gustado tu artículo.

Responder