Música

Percepción

Escrito por

Las luces, de brillo variable, hacen que también varíe la difusión del verde de la alfombra y los sofás sobre los cuerpos sin proporción que nacen del suelo. La mayoría influye sobre la minoría. Los colores no tienen porqué ser una excepción. Todas las caras se vuelven interesantes, y el lavabo y las toallas y el suelo y las baldosas. Todos los rincones se antojan divertidos. Cualquier detalle tiene derecho a ser el protagonista por unos instantes.

La música, siempre la música. Todo aquello que pueden captar unos sentidos alterados empieza a depender de ella. Luces, colores y sensaciones se entremezclan en una orgía sensorial, mientras algo muy parecido a un orgasmo, aunque humorístico, invade un cuerpo cuya temperatura empieza a depender, de nuevo, de la música. La música ahora es de “The doors”.

“The doors” se refiere al libro de Aldous Huxley “The doors of perception”, en el que su autor describe los efectos de la mescalina y de otras drogas psicodélicas. Aunque Morrisson llega a ser tan descriptivo como Huxley. La música se revela como la gran comunicadora de ideas y de sensaciones que es; soporte en el que se guarda parte del alma de su autor.

Las emociones transmitidas por la literatura no dejan de ser meta emociones; observar el mar o zambullirse en él, dar un beso o recibirlo, observar el sexo o practicarlo. Como siempre, todo acaba dependiendo de la imaginación de cada uno.

  • Comparte:
  • Facebook
  • Twitter
  • Tuenti
  • Digg

facebook:

Responder