Prosa

Mundos

Escrito por

Mi mundo es tu mundo. Es mirar por esta ventana de abismos, de letargos interminables, de cuestiones incuestionables. Mi mundo, nuestro mundo, es esta cerveza fría, que la bebo, que te bebo.

Mi mundo es este calor que me recuerda a tu piel de desierto, árida, tierna, dulce, oceánica. Mi mundo, en este portátil, como todas las literaturas, es tu sabor a eternidad.

Mi mundo, nuestro mundo, es mirar de frente, no llorar, no sentirme nunca más un desgraciado. Mi mundo, otra vez, es volver a vivir, y aprovechar la ventana del convento.

Mi mundo, ahora, aquí, en esta Barcelona de la indiferencia y del pop, es pensarte allí, en ese acento de alegrías a medias. Nuestro mundo, de nuevo, será en un París lejano, próximo, con café todas las mañanas, y besos en la frente.

Mi mundo, o sea: tus braguitas lilas, lo veo encima, al lado, de mí. Está en esta noche de primavera, en el patio de San Agustín, entre medio de la arena de siglos de nuestro recuerdo. Eres, somos, la misma cosa. El mismo destino, como si el destino existiera (o existiese).

Mi mundo es mío, y tuyo. Y la soledad es mía, y tuya. Y con ella haremos lo que queramos, laberintos, minotauros. Y lanzaremos la diadema al aire, como el hueso de Apolo XIII. Nuestro mundo es la espera, la caída, el retorno del boomerang.

Mi mundo es apoyar mi cabeza en tus, nuestros, pechos. Es mirarte y sonreír, es leerte un poema viejo, gastado, y que parezca acabado de hacer. Como nuestro café, como nuestro sexo, como nuestro olor a tierra húmeda.

Mi mundo, el nuestro, es esto. Nada para los demás. Todo para nosotros.

  • Comparte:
  • Facebook
  • Twitter
  • Tuenti
  • Digg

facebook:

1 Comment

  • si Popper te escuchara…(tantos mundos para qu´´e POpper), si no hay mejor frontera que la piel. A ver si siente la diadema o el hueso a lo Apolo XVIII ahora que est´´a en el primer mundo (el de los muertos)

Responder